miércoles, 22 de mayo de 2013

Diario de un Tonto

Diario de un Tonto
Los Malaventurados no lloran
Capitulo 0


El auto se detiene, alguien abre la capota,  nuevamente me arrastran cual bolsa de basura por el piso. Me quitan la mordaza y mascara de los ojos, curioso, terminamos aquí donde todo comenzó la playa, el atardecer, las olas, lastima que Gabriel y Mauro arruinen el paisaje con sus Colt apuntando a mi cabeza.

Hagamos  un recuento, tres costillas rotas, dos dedos de la mano derecha rotos, espalda aun con las marcas de la sesión de preguntas de anoche, mi rostro maquillado con mi sangre  y sudor, si todo en orden tal como lo recuerdo. -Te dije que no era buena idea- Cállate no ayudas mucho ahora.

-Es tu ultima oportunidad dinos donde estan, donde esta el fantasma.
-Yo soy el fantasma -Atino a responder, algo incomodado por las patadas que atinan a lo primero que llegen sus pies. -

Y este par de gorilas vuelven a su repentino nuevo hobby, buscar nuevas costillas que romperme- Me agrada mas Gabriel cuando estaba atado y amordazado- lo se a mi tambien. Emito una pequeña sonrrisa que solo causo mas golpes.

Ellos sigen increpandome, haciendo preguntas, escupiendome amenazas que ya ni me digno a respoder, solo observo ,quizas por ultima vez, este atardecer, esta playa , y me dejo seducir por el recuerdo de ella -¿La amas tanto?- me vuelve a repetir mi tonta conciensia ,fiel compañera en esta aventura, aunque solo se me ocurre responderle "la amo mas que eso" para este momento ella ya debe estar en el avion destino a españa lejos de esta pesadilla, lastima que no conmigo.

Hermoso atardecer, tan pacifico como su mirada, aquel aroma que me seduce nuevamente, este calor, el vaiven de las olas, todo este lugar me trae de nuevo a ella, todo esto , buen lugar para terminar mis dias. -Idiota...-

Se cansan de preguntarme y golpearme, ha llegado el momento siento la punta del arma, empujar mi nuca, nuevamente la brisa recorre mi cuerpo, diciendome que no estoy solo -Yo estoy tambien aqui..-  miro el atardecer, entregando el ultimo deseo de un moribundo...

-Dios por lo que mas quieras, que ella este bien, cumplo mi parte del trato mi vida por la de ella...- es lo ultimo que atino a decir, mientras a mi ruego le acompaña una lagrima...- Aun en tu ultimo suspiro, lo gastas en ella...- si, se lo dedico a ella.. se escucha el tronar de un arma, un rojo carmesi llena mis hombros y todo se vuelve oscuro...

 

0 Comentarios: